Géneros | Narrativa | Poesía | Ensayo | Teatro | Autores | Textos | Contextos | Glosario | Pruebas | Ayuda

Clasificación de los versos

En la entrada sobre el verso, hicimos ya una primera clasificación de los versos según formaran parte de una versificación regular o versificación irregular. Aquí vamos a concentrarnos en la clasificación de los versos en versos de arte menor y versos de arte mayor, según su número de sílabas métricas de cada verso.

Versos de arte menor. En poesía denominamos versos de arte menor a los versos que tienen ocho sílabas o menos. Para los efectos de la rima estos versos se designan con una letra minúscula (abc). Así hablamos de versos bisílabos (versos de dos sílabas); trisílabos (versos de tres sílabas); tetrasílabos (versos de cuatro sílabas); pentasílabos (versos de cinco sílabas); hexasílabos (versos de seis sílabas); heptasílabos (versos de siete sílabas) y octosílabos (versos de ocho sílabas). En español, los versos más frecuentes de arte menor son:

Tetrasílabos o versos de cuatro sílabas (los versos cuatro y octavo son versos agudos y por ello añadimos una sílaba más para los efectos de la métrica).

En las presas    (4)
yo divido          (4)
lo cogido          (4)
por igual.          (3+1 por agudo)
Sólo quiero       (4)
por riqueza       (4)
la belleza          (4)
sin rival.            (3+1 por agudo)
(José de Espronceda, “Canción del pirata”)

Heptasílabos o versos de siete sílabas (los versos primero y tercero tienen cada uno un caso de sinalefa y el verso cuatro es agudo, por lo que contamos una sílaba más).

Sentado_en su barquilla,           (7)
te canta su cuidado,                  (7)
cual nunca_enamorado
            (7)
tu tierno pescador                     (6+1 por agudo)
(José de Espronceda, “El pescador”)

Octosílabos o versos de ocho sílabas; es el verso del romancero y el más frecuente en español (los versos dos y cuatro tienen cada uno un caso de sinalefa).

—Compañero, compañero,      (8)
casóse mi linda_amiga; 
           (8)
casóse con un villano,               (8)
que_es lo que más me dolía.     (8)
(Romance anónimo)

 

Versos de arte mayor. En poesía denominamos versos de arte mayor a los versos que tienen nueve o más sílabas. Para los efectos de la rima estos versos se designan con una letra mayúscula (ABC). Así hablamos de versos eneasílabos (versos de nueve sílabas); decasílabos (versos de diez sílabas); endecasílabos (versos de once sílabas); dodecasílabos (versos de doce sílabas); alejandrinos (versos de catorce sílabas). Los más frecuentes en la legua española son:

Eneasílabo o versos de nueve sílabas (los versos segundo y cuarto son versos agudos, por lo cual contamos una sílaba más; el verso cuarto posee también un caso de sinalefa).

Juventud, divino tesoro,                        (9)
¡ya te vas para no volver!                     (8+1, por agudo)
Cuando quiero llorar, no lloro...            (9)
y_a veces lloro sin querer...                  (8+1, por agudo)
(Rubén Darío, “Canción de otoño en primavera”)

Endecasílabo o versos de once sílabas (en el primer verso hay dos sinalefas y una en cada uno de los siguientes tres versos).

¿Todo_está_a punto? ¿Nave, marineros,          (11)
puerto lejano,_estrella conocida,                       (11)
aroma de_una patria concebida    
                     (11)
en soledad de_azules derroteros?                      (11)
(Manuel Mantero, “El viaje”)

Alejandrinos o versos de catorce sílabas (en este cuarteto, los versos dos y cuatro añaden una sílaba más por ser versos agudos, y también tienen sinalefa).

Por casco sus cabellos, su pecho por coraza,       (14)
pudiera tal guerrero, de_Arauco_en la región,  
    (13+1, por agudo)
lancero de los bosques, Nemrod que todo caza,  (14)
desjarretar un toro,_o_estrangular un león.           (13+1, por agudo)
(Rubén Darío, “Caupolicán”)

(Gómez-Martínez)

Proyecto Ensayo Hispánico