Contextos


Cronologías  |  Geografía  |  Demografía  |  Constituciones Ejercicios / Quizzes

España
Constitución de 1812

 

Constitución política de la monarquía española

Título VII
De las contribuciones

Capítulo Único

  • Artículo 338. Las Cortes establecerán o confirmarán anualmente las contribuciones, sean directas o indirectas, generales, provinciales o municipales, subsistiendo las antiguas, hasta que se publique su derogación o la imposición de otras.
  • Artículo 339. Las contribuciones se repartirán entre todos los españoles con proporción a sus facultades, sin excepción ni privilegio alguno.
  • Artículo 340. Las contribuciones serán proporcionadas a los gastos que se decreten por las Cortes para el servicio público en todos los ramos.
  • Artículo 341. Para que las Cortes puedan fijar los gastos en todos los ramos del servicio público, y las contribuciones que deban cubrirlos, el secretario del Despacho de Hacienda las presentará, luego que estén reunidas, el presupuesto general de los que estimen precisos, recogiendo de cada uno de los demás secretarios del Despacho el respectivo a su ramo.
  • Artículo 342. El mismo secretario del Despacho de Hacienda Presentará con el presupuesto de gastos el plan de las contribuciones que deben imponerse para llenarlos.
  • Artículo 343. Si al Rey pareciere gravosa o perjudicial alguna contribución, lo manifestará a las Cortes por el secretario del Despacho de Hacienda, presentando al mismo tiempo la que crea más conveniente sustituir.
  • Artículo 344. Fijada la cuota de la contribución directa, las Cortes aprobarán el repartimiento de ella entre las provincias, a cada una de las cuales se asignará el cupo correspondiente a su riqueza, para lo que el secretario del Despacho de Hacienda presentará también los presupuestos necesarios.
  • Artículo 345. Habrá una tesorería general para toda la Nación, a la que tocará disponer de todos los productos de cualquier renta destinada al servicio del Estado.
  • Artículo 346. Habrá en cada provincia una Tesorería, en la que entrarán todos los caudales que en ella se recauden para el Erario público. Estas Tesorerías estarán en correspondiente con la general, a cuya disposición tendrán todos sus fondos.
  • Artículo 347. Ningún pago se admitirá en cuenta al tesorero general, si no se hiciere en virtud de Decreto del Rey, refrendado por el secretario del Despacho de Hacienda, en el que se expresen el gasto a que se destina su importe, y el Decreto de las Cortes con que éste se autoriza.
  • Artículo 348. Para que la Tesorería general lleve su cuenta con la pureza que corresponde, el cargo y la data deberán ser intervenidos, respectivamente, por las Contadurías de valores y de distribución de la renta pública.
  • Artículo 349. Una instrucción particular arreglará estas oficinas, de manera que sirvan para los fines de sus institutos.
  • Artículo 350. Para el examen de todas las cuentas de caudales públicos habrá una Contaduría mayor de cuentas, que se organizara por una ley especial.
  • Artículo 351. La cuenta de la Tesorería general, que comprenderá el rendimiento anual de todas las contribuciones y rentas, y su inversión, luego que reciba la aprobación final de las Cortes, se imprimirá, publicará y circulará a las Diputaciones de provincia y a los Ayuntamientos.
  • Artículo 352. Del mismo modo se imprimirán, publicarán y circularán las cuentas que rindan los secretarios del Despacho de los gastos hechos en sus respectivos ramos.
  • Artículo 353. El manejo de la Hacienda pública estará siempre independiente de toda otra autoridad que aquella a la que está encomendado.
  • Artículo 354. No habrá Aduanas sino en los puertos de mar y en las fronteras; bien que esta disposición no tendrá efecto hasta que las Cortes lo determinen.
  • Artículo 355. La Deuda pública reconocida será una de las primeras atenciones de las Cortes, y éstas pondrán el mayor cuidado en que se vaya verificando su progresiva extinción, y siempre el pago de los réditos en la parte que los devengue, arreglando todo lo concerniente a la dirección de este importante ramo, tanto respecto a los, arbitrios que se establecieren, los cuales se manejarán con absoluta separación de la Tesorería general, como respecto a las oficinas de cuenta y razón.

Indice

 

PROYECTO ENSAYO HISPÁNICO
Home / Inicio   |    Repertorio    |    Antología    |    Crítica    |    Cursos